Cambios indexados e integrales

Los cambios indexados permiten sincronizar la palanca de cambios exactamente con el piñón deseado en el casete y el pedalier, avanzando paso a paso en forma de clicks o paradas —en algunos casos varios pasos a la vez—, como resultado de la instalación de una matraca o trinquete, en el cilindro que enrolla el cable que mueve el desviador. El sistema indexado centra con exactitud la cadena en el engrane con cada parada de la palanca.

La experiencia personal

Cuando corría de joven, lo hacía en una bicicleta con cambios de fricción. Luego, durante una depresión que terminó en hambres, rematé la bici. Cuando regresé al ciclismo y adquirí una nueva, me empeñé en que las palancas estuvieran sujetas al cuadro, aunque el sistema era indexado —me consideraba un purista—. Pero tarde o temprano llegué a las palancas de cambio duales. ¡Qué pedal! con toda la fuerza de la expresión, ello me llevó a disfrutar más del ciclismo y a escribir esta página, producto del embelesamiento que me produjo el efecto de la tecnología en estos cuantos años.

Mínima historia

Aunque el sistema de cambios indexados se diseñó por primera vez en 1935 y en 1969 la marca SunTour lanzó su sistema indexado Five-Speed Click, que no pegó en el mundo ciclista, pues en esa época, la marca dominante y única en las grandes carreras era Campagnolo. En 1988, SunTour volvió a revivir la idea con el sistema AccuShift,  para competir con Mavic y Shimano la marca que terminó por ganar la carrera pues en 1986 había introducido su propia solución de indexado el sistema SIS (Shimano Indexed System), que a diferencia del de SunTour implicaba la integración de los diferentes componentes de la transmisión como dentro de un grupo de componentes completo.

AccuShift

Palancas indexadas SunTour AccuShift de 1989 aprox.

Con el sistema de cambios original de fricción desarrollado por Simplex en los treinta y perfeccionado por Tullio Campagnolo en los cuarenta, el ciclista tenía que ajustar con el tacto el cambio, y en el entorno de una carrera, se requería pericia y estrategia para prever el instante del cambio de desarrollo, pues no se podía soltar el manubrio en un momento crítico para accionar la palanca de cambios. Vaya, en 1980 sólo había 5 cambios que avanzaron a 6 a mediados de esa década y luego SunTour o Regina, liberó un sprocket de 7, pero se requería una menor distancia entre los engranes y una cadena más estrecha para acomodar más engranes o velocidades.

Palancas Campagnolo de fricción para el tubo inferior de la bicicleta

Palancas Campagnolo de fricción para montarse en el tubo inferior de la bicicleta

Precisión

Cada vez que se hace un cambio hacia abajo o a un engrane mayor, la longitud del cable que se recorre para accionar el desviador es también mayor, además es necesario cazar con precisión la cadena con el engrane y en los sistemas de fricción se requiere cierta pericia, los sistemas indexados proveen la longitud exacta requerida con un trinquete cuyas muescas paran a determinada distancia en el buje de la palanca de cambios para soltar o tensar la cantidad de cable precisa. Esto obliga a que las palancas deban corresponder exactamente al número piñones en el casete. Por ello hay sistemas integrados para 8, 9, 10 y 11 velocidades, una limitación que dio al traste con la compatibilidad e intercambiabilidad de componentes, no solo entre fabricantes, sino también entre los grupos con diferentes desarrollos de la propia marca.

Integración

En 1991, aparece el Shimano Total Integration (STI), que como su nombre lo indica, efectivamente implicaba todos los componentes de la transmisión y combinaba las palancas de cambios con las de freno en un solo elemento integral: las palancas duales. Esto significó la evolución más dramática en los cambios de velocidades de la bicicleta, el cual trajo mayor precisión, comodidad y rapidez al cambiar de engrane. Luego siguieron Campagnolo y Sram con los sistemas ErgoPower y Double Tap respectivamente. Y en años recientes otros fabricantes comenzaron a ofrecer sistemas indexados integrales.

Con los sistemas integrales, con palancas de mando duales y cambios indexados, es posible hacer los cambios de desarrollo de manera inmediata sin soltar el manubrio o los frenos en cualquier condición de carrera, exceptuando tal vez, el sprint o el inicio de una cuesta, que siguen demandando decisiones estratégicas. Pero un escalador puede hacer un cambio de velocidad en las subidas con gran facilidad para lograr cambios de ritmo o saltar para fugarse.

Ello trajo consigo no sólo una nueva técnica al ciclismo de carrera si no que modificaron la posición del ciclista sobre la bici, lo que a la larga contribuyó a la evolución del cuadro y hasta del manubrio. Cambiando los principios del Fitting (ajuste de la bici al cliclista), que se basa más en principios biomecánicos que de Ergonomía, aunque las palancas duales modernas tienen en cuenta los principios de esta ciencia y tal vez sean el único componente de la bicicleta que la tome en cuenta. Dicen quienes las usan, que las palancas ErgoPower de Campagnolo de verdad hacen honor a su nombre, por ser las más ergonómicas, aunque las Sram, tienen una fama similar. Shimano ha hecho cambios afortunados y desafortunados a sus diseños con el tiempo, a mi se me hacían más cómodas las palancas Ultegra 6600 que las del 6700, pero hay que decir que soy de manos grandes y aquí si, no hay tallas.

 

A la izquierda la vista ampliada del trinquete o matraca, del sistema STI. Un gatillo jala el engrane para bajar de velocidad y otro suelta el retenedor para subir. Tomado de la patente US-7152497-B2

A la izquierda la vista ampliada del trinquete o matraca del sistema STI. Un gatillo jala el engrane para bajar de velocidad y otro suelta el retenedor para subir. En línea punteada se ve el engrane con los pasos de los cambios, en este caso 7. A la derecha el dibujo explotado del sistema completo Tomado de la patente US-7152497-B2

operacion-duales

Tres soluciones para el mismo problema. Desde la izquierda: Shimano STI, Sram DoubleTap, Campagnolo ErgoPower. De las soluciones, la de Shimano es la más pesada pues su sistema es más complejo. A mi, en lo personal, la operación del gatillo con el pulgar de Campagnolo no me acaba de gustar.

El precio que hay que pagar

Los sistemas integrados vienen con un precio, en dinero por sus altos precios y en peso, que es bastante mayor al de las palancas al cuadro, algo así como desde 300g. hasta medio kilo, dependiendo de la marca y modelo, que se agrega a la bicicleta.

Debido al alto precio de estos sistemas, las bicicletas de calidad se han encarecido y, aunque Shimano mantiene grupos relativamente económicos para las bicicletas de gama de entrada y media, los fabricantes mexicanos rehuyen a los cambios duales en las bicis de ruta como si tuvieran el Ébola o en todo caso, ponen componentes chinos de muy bajo precio en lugar de usar Shimano o Sram. Así que, los ciclistas mexicanos han preferido las bicicletas importadas, pagando altos precios y desplazando de su preferencia a las producidas en México. En 2014, Alubike quitó los mandos al cuadro, desapareció el modelo Mazzima y pusieron unos cambios e montaña en el manubrio para sus modelos económicos Slite XR2 y XRPRO, una monstruosidad asquerosa y un retroceso.

Para ahorrar el peso extra de los primeros duales, en las etapas de montaña del Tour de Francia, Lance Armstrong sustituía la palanca dual del lado izquierdo con una de freno convencional y una palanca de cambios de fricción montada al cuadro, ello porque en este tipo de etapas el cambio delantero se usa poco.

Con las bicis de gama alta con cuadros ultraligeros de fibra de carbono, el peso de los duales ya no es un problema, de hecho ayudan a alcanzar el límite de 6.8 Kg. de peso impuesto por la UCI.

Cambios electrónicos

Como era de esperarse, el perfeccionamiento del indexado y los sistemas integrales, desembocó en los cambios electrónicos en años recientes, inclusive inalámbricos como el de Sram. Aunado a la integración de los pistones para los frenos hidráulicos en las palancas duales.

Los cambios electrónicos no son para cualquiera, por el momento. Son carísimos, agregan mucho peso entre servomotores y batería. limitan el tiempo de uso de la bici a la duración de esta última, y toda batería tiene un tiempo de vida limitado. El peso mayor de los sistemas electrónicos se compensa con los cuadros ultraligeros que usan los profesionales.

 

Un comentario

Deja un comentario